Skip to main content

La derivación directa a los Servicios de Fisioterapia es pertinente, tras los datos obtenidos en Reino Unido desde los años 90 por reducción de listas de espera, beneficios clínicos para los pacientes, reducción coste sanitario, acortamiento tiempos de recuperación y satisfacción de usuario y resto de profesionales sanitarios por alivio de carga de trabajo.

La derivación directa a Fisioterapia en Atención Primaria reduce las cirugías y la sobrecarga de los especialistas hospitalarios.